Estela, la guía de los Reyes Magos


El domingo pasado dimos por inaugurada la Navidad en villa frutitos y con ella entró en juego un nuevo elemento para hacer la Navidad en nuestro hogar aún más mágica, "Estela, la guía de los Reyes Magos".


Se trata de un libro maravilloso que viene acompañado de una estrella de peluche, Estela. Estela es la estrella que guía el camino de los Reyes Magos hasta nuestros hogares la mágica noche de Reyes. Además de guía, Estela es una estrella mensajera que transmite los mensajes de nuestros hijos a sus majestades los Reyes de Oriente y también traslada los mensajes de ellos a nuestros pequeños.


Los papás y las mamás somos los ayudantes de Estela y nuestra misión es hacer posible que surja la magia de la estrella Estela.

Cada noche regresará desde el cielo, donde sube para guiar el camino de los Reyes Magos y cada mañana aparecerá en un sitio diferente de la casa para que los niños la busquen y descifren sus mensajes.

Una vez que niños reciben el libro y lo leen deben buscar a Estela en algún lugar de la casa. Cada mañana Estela aparecerá en un lugar diferente de la casa, agarrada en una cortina (gracias a unos pequeños velcros que tiene en sus puntas), en el escritorio, en la encimera de la cocina, dentro de un mueble, en la biblioteca entre los libros...


Los niños no deben tocar a Estela porque podría perder su magia. Para recuperarla tienen que volver a leer el libro. Ya los míos lo han leído unas cuantas veces y ahora os doy detalles de como lo recibieron.


El domingo 8 de diciembre, como os he contado, tuvimos día de decoración navideña en casa, en la que como cada año, colaboramos todos poniendo el árbol y los dos belenes. Incluso Plátano baby también ha puesto su granito de arena en las que son sus primeras Navidades.

El lunes, día reseca de decoración, les entregué a los dos mayores este precioso y mágico libro que leyeron con cara de emoción e ilusión inexpresables, no sin antes tener un pequeño "rifi-rafe" porque los dos querían leerlo. Finalmente optaron por leer una página cada uno. 


La historia no puede ser más bonita, mágica y navideña por eso entendí perfectamente las caras de felicidad de mis frutitos mientras la leían, porque en casa somos muy muy navideños, es el momento más especial del año en nuestro hogar. El pequeño Lucas también escuchaba embobado a sus hermanos leyendo la historia, aunque aún él no puede entender la magia que se esconde entre esas letras.

Cuando lo terminaron de leer estaban ansiosos por conocer a Estela. "¿Dónde está mamá?" repetían sin parar. Hasta que Melocotón se percató de que estaba tranquilamente contemplándonos desde el árbol de Navidad.


Antes de que la pudieran alcanzar les recordé, como buena ayudante de la estrella Estela, que no podían tocarla y que para recuperarla debían leer otra vez el libro. Manzanita rápidamente fue a cogerlo para volver a leerlo pero su hermano le dijo que podíamos dejarla pasar el día en el árbol porque desde ahí podría estar viéndonos a todos y luego cuidando la casa mientras salíamos a comer con nuestros amigos.

Cuando llegamos a casa, después de las duchas y cenas ya tenían el libro entre sus manos, querían leerlo otra vez y así recuperar a Estela y así darle un mensaje para que se lo contara a los Reyes esa misma noche cuando subiese al cielo a guiar su camino.


El mensaje no me lo quisieron contar, solo Estela corrió esa suerte. Así que confío en que los Reyes Magos sepan muy bien que hacer con esta valiosa información.

Como podéis comprobar en casa no nos ha podido gustar más y estoy convencida que a todos vuestros pequeños les haría la misma ilusión que a los míos poder recibir este precioso libro y a la estrella Estela para hacer aún más mágica la Navidad.


Podéis encontrar el libro en amazon desde este enlace "Estela, la guía de los Reyes Magos" y en vuestra librería habitual. También puedes seguir los pasos de Estela desde facebook en la página "Estela La Estrella" y en su instagram @laestrelladelosreyes.


La responsable de hacer más mágica y bonita con esta preciosa historia la Navidad de nuestros pequeños, es Isabel Gilsanz Alcalde y las maravillosas ilustraciones que acompañan su texto son de Yolanda Cabrera y son el complemento perfecto a la magia de este cuento. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario